viernes, 17 de enero de 2014

Ecología



La palabra ECO con la que empezamos esta sección, no podía ser otra que ECOlogía

En primer lugar, vamos a ver cuál es el origen de la palabra. Esta palabra proviene del griego, "Oikos" que significa casa y "logia" que significa estudio o ciencia. Por lo que vemos que se trata de la ciencia del hogar o mejor dicho, la ciencia que tiene como objetivo el estudio el medio en el que viven los seres vivos, su ambiente y sus relaciones. 

En cuanto al origen de la palabra, en su sentido más moderno, fue introducida por Haeckel  en 1869, en su publicación "Morfología general de los organismos". Aunque ya se estudiaban las relaciones entre los seres vivos y el ambiente desde hace siglos y han llegado hasta nosotros libros que tratan el tema escritos por el filósofo naturalista Aristóteles.

Un aspecto muy importante de la biología, es que se trata de una disciplina científica que abarca numerosos campos de estudio, que pueden ser estudiados de manera independiente, como la geografía, la climatología, la edafología, la bioquímica, la biología celular, la fisiología... pero la ecología, supone la unión de todas estas disciplinas que trata de explicar las interacciones de los seres vivos entre sí y con el medio incorporando argumentaciones basadas en las disciplinas anteriores.

Para el estudio de la ecología es muy importante la estadística y los modelos matemáticos, ya que cada ser vivo y cada situación es única, pero la ecología trata de relacionar las situaciones particulares para dar una explicación más general.

La ecología investiga los ecosistemas a muchos niveles:

1. Nivel de individuo: Busca conocer cómo actúa un único ser vivo.
2. Nivel de especie: Investiga al conjunto de individuos de una misma especie.
3. Nivel de población: Incluye a los individuos de una misma especie que se relacionan entre sí en un determinado hábitat.
4. Nivel de comunidad: Trata de conocer las interacciones que ocurren en un hábitat entre individuos de distintas especies.
5. Nivel de ecosistema: Incluye las interacciones a nivel de comunidad añadiendo los factores abióticos presentes en el ambiente que los rodea.

O unificando todos los ecosistemas del planeta Tierra estudiando el conjunto de la Biosfera.

La importancia de la ecología en la vida cotidiana es fundamental, y siempre está presente aunque no nos demos cuenta. La investigación de la ecología nos hace conocer mejor el planeta en el que vivimos, las interacciones de las especies entre sí y por su puesto el papel del ser humano en esta interacción, con las repercusiones que generamos en el medio ambiente con las actividades que realizamos.

La ecología es fundamental para conocer los cambios que el ser  humano produce en el planeta. Somos una especie clave que toma una parte esencial en el estudio de la ecología y cada acción que realizamos genera un cambio en el ecosistema aunque a simple vista, a veces, pueda pasar desapercibido.

Debido a estas interacciones con el ser humano, el estudio de la ecología cada vez tiene mayor interés. Los problemas medioambientales, o la extinción de especies han hecho que se desarrolle más esta disciplina, y que se trate de estudiar cómo conseguir un equilibrio ambiental. Conseguir el esperado Desarrollo Sostenible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más